Header Ads

ad

01 de diciembre: ‘The Wall’ de Pink Floyd cumple 38 años: cinco curiosidades del legendario disco


El 30 de noviembre de 1979, la banda británica Pink Floyd presentó el exitoso disco The Wall. Se trató del undécimo álbum de estudio del grupo, considerado una referencia en el rock progresivo. Es trabajo doble, conceptual, que retrata la vida de una estrella ficticia basado es historias personales de los miembros del grupo. Se grabó entre abril y noviembre bajo la dirección del productor Bob Ezrin y de algunos de los miembros del grupo, y es toda una referencia en el mundo de la música. Repasamos algunas de sus curiosidades:

1. Bajo la producción de Bob Ezrin

Tras una conversación con el joven pero reputado productor Bob Ezrin, que había ya trabajado con Lou Reed y Alice Cooper, Roger Waters le reveló que a veces sentía el deseo irrefrenable de levantar un muro entre él y el público. Dieciocho meses después, Roger Waters llamó a Ezrin y lo invitó a escuchar dos largas maquetas, ideas para dos discos. Waters tomó el poder y presentó a la banda sus dos borradores: uno sería para el grupo, el otro para un disco en solitario. Deberían elegir. y ptaron por The Wall.


2. Disco conceptual con muchas lecturas

La banda nos habla en The Wall de una estrella ficticia bajo el alias de ‘Pink’, los temas nos adentran en la historia del personaje pasando por todo tipo de temáticas que van desde la vida a la muerte, la guerra en la Segunda Guerra Mundial, Gran Bretaña en la época Tatcher, el fracaso, las drogas, la familia, un todo que al final resultaban ‘ladrillos’ con los que construir su propio muro, un muro con el que aislarse del mundo y de su propia autodestrucción.



3. Himno por los derechos humanos

Un año después de su lanzamiento, en 1980, el tema Another Brick in the Wall fue adoptado en Sudáfrica como himno entre los estudiantes negros. La usaban para protestar contra el apartheid que en ese entonces hacía estragos en las escuelas del país. A raíz de ello, la canción fue prohibida oficialmente por el gobierno de ese país por incitar a los jóvenes a realizar disturbios. Como curiosidad, los niños que cantaron no pudieron aparecer en el vídeo oficial porque no contaban con la acreditación como artistas.



4. Un muro que creó otro muro

Paradójicamente, The Wall creó una muro entre Roger Waters y los demás miembros del grupo, sucediéndose cada vez más frecuentemente los conflictos entre ambas partes. Los roces provocaron la salida del teclista Rick Wright, aunque volvió a participar en algunos conciertos de la gira pero ya contratado por un salario fijo. Muchos creen que las desavenencias entre Waters y David Gilmour, otro de los integrantes, surgieron con The Wall pero, en realidad, se remontaban mucho atrás. Concretamente, a las sesiones de grabación de Ummagumma, donde cada miembro debía aportar una composición propia.

5. The Wall, la película

Este disco fue capturado tres años después por la Metro-Goldwyn-Mayer y el director Alan Parker cuando filmaron la película basada en el concepto de The Wall, que sigue de cerca la estructura musical del álbum. Alan Parker construyó las pesadillas que la banda británica plasmó en el disco con la ayuda del propio Roger Waters en la elaboración del guión y utilizando el mismo simbolismo que acompañó a los temas con algunas pocas modificaciones, pero cuenta con una intriga específica, un aire distópico, asfixiante y buena narrativa. A Bob Geldoff, protagonista de la cinta, no le gustaba demasiado la música de Pink Floyd hasta que trabajó en la película. Después de su participación, quedó muy marcado por el papel y la relación con las letras de Waters.



Con todo esto, Parker acabó conformando un musical de 95 minutos donde música e imágenes se fusionan de forma acertada, un retrato de los escritos de cada uno de los temas de The Wall predominantemente metafórica, donde la música sigue siendo la protagonista para acompañarnos por los diferentes pasajes.

No hay comentarios